Aprende a respirar para una mejor locución

Publicado el

La respiración es el aspecto más importante al momento de hacer una locución, porque es la energía para el habla. Si hay algo mal con la fuente de energía, todo va a sufrir. Trate de hacer una llamada por su teléfono celular con la batería descargada. Imposible. Lo mismo le ocurre a la voz: sin la energía de la respiración, nada funciona como debiera.

Una respiración adecuada debería comenzar debajo del torso, alrededor de su cintura. El estómago debe expandirse al inhalar y contraerse al exhalar. Una forma de sentir esta respiración es acostándose en el suelo, de espalda, con un libro sobre su estómago. Si respiras cómodamente, podrás ver que el libro se eleva cuando inhalas y que baja cuando exhalas. Este ejercicio lo puedes ver en el video de IJNet hecho con Jessica Weiss.

Una vez que tienes la sensación de la respiración abdominal-diafragmática adecuada, trata de hacerlo de pie. Coloca tu mano derecha sobre tu pecho y tu mano izquierda en tu cintura. Respira, de manera de sentir tu mano izquierda en movimiento y la derecha inmóvil. Esta respiración será de gran ayuda para las locuciones radiales, televisivas u otros. Además, te permitirá reducir la tensión en tu garganta.

Cada día, inhala profundamente antes de contestar el teléfono o en cada semáforo, cuando estés en el auto. Así, educarás tu respiración.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *